Adolescente fotografiado por Strand
Paul Strand. Muchacho, Gondeville, Charente, Francia, 1951 © Aperture Foundation Inc., Paul Strand Archive

La Fundación Mapfre presenta en Madrid una exposición del fotógrafo estadounidense Paul Strand, que permanecerá abierta hasta el 23 de Agosto de 2015 en la Sala Bárbara de Braganza de Madrid. La muestra recoge una amplia representación de su trabajo fotográfico, que desarrolló durante seis décadas.

La exposición está dividida en tres partes que siguen un recorrido cronológico: 1. Del pictorialismo a la modernidad, 2. Del círculo de Stieglitz al retrato de la comunidad y 3. Semblanzas de la historia y la modernidad. En síntesis, se muestra la evolución de Strand desde sus inicios hasta su consolidación como uno de los fotógrafos más importantes del siglo XX. Paul Strand estuvo unido en sus inicios como fotógrafo con  Alfred Stieglitz, así como con otros miembros de la Photo-Secession. En sus fotografías, se observa un compromiso social y político, al mismo tiempo que se preocupó de los límites del propio medio fotográfico y de la cámara.


Lo más reciente

Los contactos de la Agencia Magnum: veneno, reality y seducción

La Agencia Magnum presentó en Madrid una exposición en la Fundación Canal1 de las hojas de contactos que realizaban sus fotógrafos antes de decidir que imágenes se iban a publicar del conjunto que habían realizado de un tema. Así se muestra una faceta común en la fotografía de prensa clásica, como era la realización de hojas de contactos, que permitían ver en el tamaño del negativo todas las fotografías justamente al poner en contacto la película con el papel fotográfico. A pesar de tratarse de una exposición especialmente dedicada a los contactos, la muestra ha quedado reducida una vez más a visionar algunos de los hits fotográficos de la agencia, que ha sabido imponer su propia ideología a través de los iconos que ha ido fabricando.

El fotógrafo se decanta por dar protagonismo al perro
Contactos de Herbert List en la exposición © Marisol Romo Mellid
Leer más...

Cita

Lo sublime conmueve, lo bello encanta. (…) Lo sublime presenta, a su vez, diferentes caracteres. A veces le acompaña cierto terror o también melancolía.

KANT, Immanuel, Lo bello y lo sublime, Espasa Calpé, Barcelona, 1999, pág. 14.
Copyright © 2003-2019 Marisol Romo Mellid. Todos los derechos reservados.